Gastronomias injustamente olvidadas: HOY, IMPERIO ROMANO


Tradicionalmente, en la mañana se servía un desayuno, el ientáculum, al mediodía un pequeño almuerzo, y al atardecer la comida principal del día, la cena. Debido a la influencia de los hábitos griegos y el aumento en la importación y consumo de alimentos foráneos, la cena aumentó su tamaño y diversidad y fue consumida después de mediodía. La vesperna, una cena ligera al atardecer, fue abandonada, un segundo desayuno se introdujo al mediodía, el prándium.

Debido a que correspondía mejor con el ritmo diario de labores manuales, la clase baja de la sociedad conservó la vieja rutina de ientáculum, almuerzo pequeño y cena tarde.

Mas que en hábitos, voy a enfocar el hilo a recetas, la mayoría ya en completo desuso y por ello sin fotos para ilustrar..

Empezare con su salsa mas conocida, y que ahora seguramente resultase repulsiva para lo morro fino que nos hemos vuelto.

el GARVM

El llamado liquamen se obtiene como sigue: se echan las vísceras de los peces en un recipiente y se salan; también, pequeños pececillos como pejerreyes, salmonetes de fango pequeños, chuclas, boquerones o los que tengan un aspecto diminuto, todos se salan igualmente y se conservan en salmuera al sol, removiéndose con frecuencia.

Cuando hayan permanecido en la salmuera un verano, se saca de ellos el garum de este modo: se mete en el recipiente lleno de dichos pececillos una gran cesta tupida y el garum se infiltra en la cesta, y así, pasado por el tamiz de la cesta, se recoge el denominado liquamen; el residuo sobrante se convierte en hallec. Pero los bitinios lo preparan así: coges chuclas, mejor pequeñas que grandes, o en su defecto boquerones, chicharros, caballas o incluso hallec o una mezcolanza de todos ellos, los echas en una mesa de panadero donde se suele amasar la harina y los amasas echando por cada modio de pescado dos sextarios itálicos de sal, de manera que se mezclen con la sal; tras dejarlo una noche, échalo en un recipiente de barro y ponlo al sol sin tapar durante dos o tres meses, removiéndolo periódicamente con una vara, después de lo cual tápalo y guárdalo. Algunos añaden también por cada sextario de pescado dos de vino añejo.

Además, si quieres consumir inmediatamente el garum, o sea no ponerlo al sol sino hervirlo, harás como sigue: Salmuera líquida verificada de manera que al echar un huevo flote (pero si se hunde es que todavía no tiene sal bastante); echa luego en una olla nueva el pescado con la salmuera, adicionando orégano, y ponla al fuego preciso hasta que hierva, es decir, hasta que empiece a evaporarse un tanto; algunos añaden también arrope; a continuación, ya frío, viértelo en un colador, echando sobre éste dos otras veces lo mismo hasta que salga limpio, tápalo y guárdalo.

Pero el mejor garum, el denominado haimátion, se hace así: se cogen las vísceras del atún junto con las agallas, el jugo y la sangre y se les esparce la sal que necesiten; se dejan en recipiente y a los dos meses como mucho se perfora éste y sale el garum denominado haimátion.

Era una salsa que, mezclada con vino, vinagre, sangre, pimienta, aceite o agua, servía para aliñar otros manjares. El garo se empleaba fundamentalmente para condimentar o acompañar gran cantidad de comidas, aunque también se empleó en medicina y cosmética.

Aún se pueden ver varias factorías romanas de fabricación de garo en España: en la ciudad de Baelo Claudia en la pedanía de Bolonia, término municipal de Tarifa o en la ciudad de Carteia, en el municipio de San Roque (Cádiz, España), donde se puede ver cerca del foro grandes ánforas metidas en tierra cerca de la playa donde se fabricaba el garo que luego se exportaba a Roma, el cual tenía gran prestigio.

LIBUM

Pastel de la antigua Roma, similar al Panetón actual, usado como ofrenda votiva a los dioses. Se elaboraba con harina, queso, huevos y miel, mezclándolos hasta obtener una masa que posteriormente se cocía en un horno. Estaba adornado con hojas de laurel.

MOLA SALSA

La mola salsa se trata de una especie de gachas muy empleadas en la cocina romana durante la época del Imperio romano que se cocían en forma de pan ácimo. “Mola” significa “molienda”, “molino” y por extensión “harina”. “Salsa” es la forma adjetival de “salsus” que significa “salado”. De esta forma mola salsa significa “harina salada”. La elaboración empleaba harina de trigo espelta, se mezclaban con sal y se elaboraba una masa hasta que se sometía a una fuente de calor: Turibulum. Era una especie de focaccia sagrada dedicada a ofrecimiento de los dioses romanos. Es muy posiblemente una de las versiones más arcaicas de la Hostia en la Eucaristía.

MORETUM

El Moretum es un plato tradicional que se servía como acompañamiento de algunos de los platos de la Antigua Roma. Se trata de un tipo de aderezo o salsa cuyos ingredientes se machacan en un mortero, del cual toma el nombre. Sus ingredientes principales eran: Hierbas aromáticas, ajo, queso y vino.

SALSAMENTA

La salsamenta era el pescado en salazón en la Roma antigua. La salazón era la conserva por excelencia del mundo romano de la antigüedad. Tenía un papel muy importante en la economía del imperio, ya que permitía las importaciones/exportaciones de recursos desde las provincias a Roma y permitía que productos perecederos tras el tratamiento en las factorías de salazón, pudieran entrar en la red comercial. También era la única forma para que las poblaciones del interior, lejanas a la costa pudieran consumir esta fuente de proteínas

CONDITUM PARADOXUM

Conditum Paradoxum es un vino especiado tomado en la época del imperio romano. Se cuece miel con algo de vino. A la mezcla se le añade como condimento pimienta, Mastix, (hojas de laurel), azafrán, dátiles asados y pasas. Para finalizar se añadía a la mezcla vino hasta que se hacía fluida.

Actualmente una empresa comercializa un vino con esa receta:

DEFRUTUM

Defrutum (denominado también caroenum) es un tipo de vino reducido a mitad de su volumen, era muy empleado en la época del Imperio romano. Era muy habitual cocer el vino para obtener tres variedades: el sapa que se reducía a dos tercios de su volumen (muy popular en Emilia), el defrutum que se reducía a la mitad, y el carenum reducido a un tercio.

La consistencia de este líquido era densa (muy parecido al actual sirope) y su uso era fundamentalmente culinario. El caroenum es similar al defrutum pero se hace con vino, en lugar de con mosto, la única diferencia es que el caroenum no era tan dulce.

Cocinado con frutas servía para elaborar una salsa muy popular denominada savor. Era empleado igualmente en la proparación de helados mediante el uso de bolas de nieve a las que se vertía defrutum. El defructum guardado en un recipiente cerrado (preferiblemente de plomo) puede guardarse durante años. Es por esta razón por la que se menciona como un conservante de los alimentos de las legiones romanas

MULSUM

El mulsum (a veces denominado posteriormente como clarea o aloja) se trata de un vino típico no sólo de la época del Imperio romano, sino que también de épocas posteriores, particularmente entre los Visigodos. La única receta que se tiene hoy en día para la elaboración de este vino condimentado procede de Columella en la que el mosto y la miel fermentan juntos.

El mulsum es por tanto una bebida alcohólica de sabor dulce muy similar a la hidromiel (que se realiza por el contrario con la fermentación tan sólo de agua y miel). Era costumbre en la época ofrecer este vino al comienzo de los banquetes. Se sabe que a pesar de llevar miel en su composición resultaba más asequible que la miel pura, en los tiempos del Imperio romano.

Algunas recetas típicas de la epoca:

Lentejas con salsa de castañas:

“Poner en una cazuela castañas peladas. Cocer con agua y un poco de bicarbonato sódico. Moler en un mortero pimienta, comino, semillas de culantro, menta, ruda, raíz de láser y poleo; machacar bien y empapar con vinagre, miel y garum. Verter sobre las castañas cocidas. Añadir aceite y poner a hervir. Cuando esté todo bien cocido machacar en el mortero y aderezar con esta salsa las lentejas ya cocidas. Servir y aliñar con aceite verde.”



OVA, SPONGIA EX LACTE (TORTILLA DE LECHE)

“Batir 4 huevos, mezclar bien con ¼ l de leche y 25 gr. de aceite hasta que quede disuelto. Poner aceite (en muy poca cantidad) en una sartén pequeña y echar el preparado cuando esté caliente. En el momento que esté cocido por una parte, darle la vuelta, untar con miel, espolvorear con pimienta y servir.”

TYROPATINAM (FLAN)“Poner leche en un plato en una cantidad proporcionada para el tamaño de éste. Amalgamar con miel. Echar 5 huevos para ½ l de leche y batirlos con la leche hasta que quede bien disuelto. Cuando haya cuajado al baño maría, espolvorear pimienta y servir”.

PANIS CUM LACTE (TOSTAS DE PAN)

“Poner en leche pan. Cuando haya absorbido poner un momento en el horno para que no se seque su interior. Sacar del horno y untar con miel mientras esté caliente, pinchar para que absorba. Espolvorear con pimienta y servir.”

Anuncios
  1. Deja un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: